domingo, 20 de diciembre de 2015

MEMORIAS. (MANUAL PARA VER LLOVER)




Desde entonces mis oídos se embriagan
con la vehemencia de tus llamados,
desde entonces tu voz me reconcilia con la vida
es música para mi alma.

Ya la extraño
y no quiero más que atesorar las notas 
que se engendran en tu vientre
para aprenderlas de memoria y así,
darle a mi soledad la sorpresa de tu compañía.

Desde entonces abro mi piel a tu piel
abro mis brazos a tu cálida llegada
y por siempre te pediré que me regales
un  poco de ti
para cuidar en mis manos,
un poco de ti para ungir mi cuerpo
cada vez que quiera recrear la profundidad de tu mar.

Tomado de: MANUAL PARA VER LLOVER.



Registrado conforme a la ley.

No hay comentarios:

Publicar un comentario